DIPLOMAS DE HONOR POR LA CAMPAÑA “CONTAGIEMOS SOLIDARIDAD”

DIPLOMAS DE HONOR POR LA CAMPAÑA “CONTAGIEMOS SOLIDARIDAD”

Se entregaron esta tarde, viernes 9 de abril, en un acto realizado en el recinto de sesiones del Palacio Vasallo y que presidió la titular del Concejo, María Eugenia Schmuck.

El reconocimiento propuesto por la edila Schmuck, junto a concejales y concejalas de todas las bancadas les fue entregado a quienes participaron de la campaña “Contagiemos Solidaridad” que a través de la articulación público privada hicieron posible la asistencia alimentaria a los sectores más vulnerables de la sociedad en el marco de la pandemia originada por el Covid-19, para destacar “su trabajo, compromiso y aporte solidario”.

Así recibieron el reconocimiento el Banco de Alimentos Rosario (BAR), la Bolsa de Comercio de Rosario, el gobierno provincial y la Universidad Nacional de Rosario.

Junto a la concejala Schmuck participaron del acto las edilas Norma López y Alejandra Gómez Sáenz, del Frente de Todos-PJ; Germana Figueroa Casas, de Juntos por el Cambio, y Daniela León, de la Unión Cívica Radical/Juntos por el Cambio, y los concejales Fabrizio Fiatti, de Creo, y Lisandro Zeno, del Partido Demócrata Progresista. También asistió el secretario de Desarrollo Humano y Hábitat municipal, Nicolás Gianelloni.

Se inició el acto con palabras de la presidenta del Concejo, Schmuck, quien destacó que el proyecto de reconocimiento había sido votado por unanimidad y también marcó que “muchos bloques políticos fueron a trabajar en la campaña en distintos momentos, los más duros de la cuarentena”.

Igualmente agradeció a los participantes, el gobierno provincial, la Universidad Nacional de Rosario, la Fundación de la Bolsa de Comercio de Rosario y el Banco de Alimentos Rosario, “con quienes trabajamos codo a codo”, para precisar que “este es un mimo que queremos hacerle”.

Acotó la edila Schmuck que “nos enorgullece que hayamos podido trabajar” para destacar la “mucha experiencia en la distribución, en la logística del ‘banquito’ como le dicen algunos” y remarcó que “fue un lugar estratégico para sistematizar la colaboración entre las instituciones que nunca lo había hecho, fue la primera vez en la historia de la ciudad de Rosario que hay una colaboración público-privada en un tema tan sensible pero a la vez tan importante como la asistencia alimentaria”.

Resaltó asimismo la colaboración entre la provincia y el municipio y mencionó que en su momento con la ex titular del BAR, Nadia Nazer -también presente en el acto- comentaban que “era increíble que no pudieran acceder a las bases de datos del municipio y de la provincia sobre los comedores”.

En el mismo sentido la presidenta del Concejo consignó que se logró la georreferenciación de todos los comedores y lo consideró un dato no menor, por la cantidad de organizaciones que trabajan en la temática, y específicamente “casi como un aluvión” en el marco de la cuarentena dispuesta por la pandemia. Al respecto precisó que “ello permite, entre otras cosas, no duplicar”, y resaltó que “este es un instrumento de análisis de la política de distribución que llegó para quedarse”.

Dijo también que lo realizado no quedó en la campaña “Contagiemos Solidaridad” porque los actuales programas son para seguir trabajando de manera articulada.

Entrega de las distinciones

A continuación recibieron los correspondientes diplomas de Honor y la copia del decreto por el que se los otorga, el ministro de Desarrollo Social de la provincia, Danilo Capitani, de manos de las edilas Schmuck y Gómez Sáenz; el secretario de Políticas de Inclusión y Desarrollo Territorial, Fernando Mazziotta, a quien se lo entregaron la concejala López y el edil Fiatti; el director provincial de Desarrollo Territorial Rosario, Camilo Scaglia, al que le hizo entrega el edil Zeno; el rector de la UNR, Bartolacci, por parte de la concejala Figueroa Casas; el presidente del BAR, Fernando Cáceres, por parte de Schmuck y Nicolás Gianelloni, y el vicepresidente de la Bolsa de Comercio de Rosario, Hugo Grassi, a quien se lo entregó la edila León.

Agradecimientos

De manera sucesiva agradecieron el titular del BAR, el vicepresidente de la Bolsa de Comercio; el rector de la UNR y el ministro de Desarrollo Social provincial.

El presidente del BAR, Cáceres, sostuvo que “siempre dijimos que el Banco de Alimentos no era propio y era de Rosario y esta fue la oportunidad para poder mostrarlo, para ponerlo al servicio de la Municipalidad, de la provincia” y aludió a la decisión de “abrir la casa, abrir el corazón” para mencionar que “todos sentimos que éramos un grupo de militantes sociales y no partidarios”.

Expresó de igual modo que “esta campaña me hizo volver a confiar y pensar que se puede vivir sin la grieta, que el bien común está por sobre todo”.

Fue luego el turno del vicepresidente de la Bolsa de Comercio, Grassi, quien expresó el agradecimiento en nombre del titular de la entidad, Daniel Nasini, y consignó que “se congratulaban por los sorprendentes resultados de la campaña ‘Contagiemos solidaridad’ que permitió atender las necesidades de 400.000 personas” y recordó que “la Bolsa desde sus inicios ha mantenido vínculos estrechos con la comunidad y ha brindado su apoyo para entender los problemas más acuciantes de Rosario y su región, en esta ocasión acompañando a los sectores más vulnerables”.

Marcó que la tarea de la entidad había sido la de “una transparente administración y rigurosa auditoría” de los fondos que se destinaron a la campaña.

Luego el rector de la UNR, Bartolacci, destacó a quienes le pusieron el cuerpo en nombre de la Universidad y en tal sentido hizo mención a “todos los voluntarios y voluntarias y especialmente al equipo de comedores de nuestra Universidad que desde el primer día de la pandemia siguió trabajando como si no hubiese pasado nada” y aludió a los fondos destinados para ello. igualmente mencionó a los secretarios de Bienestar Universitario, Ignacio Mangiamelli y de Extensión y Territorio, Santiago Dearma.

Posteriormente agradeció a los militantes sociales y de territorio por la tarea realizada y a cada una de las organizaciones que trabajaron en red en el marco de la tarea, “tengo la aspiración que esto no haya sido solo por un tema coyuntural y que sea el punto de partida para profundizar” para aludir a la situación de “país estructuralmente pobre”. Dijo que “se pide a gritos que ese sea el tema de la agenda pública” y expresó la intención respecto a que la Universidad haga su parte en la cuestión.

Cerró los agradecimientos el ministro de Desarrollo Social, Capitani, quien destacó el trabajo realizado “en medio de una pandemia que nos cambio los objetivos y nos obliga a seguir trabajando juntos, cuando mucha gente la está pasando mal”.

Aludió a lo que produce “la pobreza en los niños” y “es ahí donde tenemos que poner todo el esfuerzo. Hay miles de niños y niñas que no tienen posibilidad de desarrollarse. Valoro el trabajo que se hizo, que se va a hacer, de sectores que vienen de la actividad privada, militancia social, educativa, no es fácil, y lo vamos a tener que seguir haciendo”.